Saltar al contenido

Así se ve el auto más largo del mundo, que obtuvo el Récord Guinness

18 junio 2022
¡Compartí con tus amigos!

El coche más largo del mundo es una limusina Cadillac de 30,45 metros, 24 ruedas y espacio para 75 personas. Pesa la friolera de 11 toneladas e incluye, entre otras cosas, una piscina, un minigolf y un helipuerto. Y lo más asombroso de todo, es de 1986. Se llama The American Dream y esta es su historia.

El sueño americano de los coches fue creado por Jay Ohrberg, el hombre al que debemos algunos de los coches más icónicos de la historia del cine como el DeLorean de Regreso al futuro y a Kitt, el coche fantástico. Para ello se basó en el Cadillac Eldorado de 1976, uno de los coches más bonitos del mundo que da su impronta retro y elegante a The American Dream.

La limusina salió del taller de Ohrberg en Burbank (California) en 1986 y durante años produjo caidas de mandíbula de varios metros en sus apariciones en público. A menudo se alquilaba para rodajes y, de hecho, aparece en varias películas pero el público fue perdiendo gradualmente la atención por un coche que exigía tan costoso mantenimiento.

Puede que fueran los problemas de estacionamiento o una menor demanda de coches lujosos por las calles y los sets de rodaje, el caso es que el Sueño Americano se convirtió en chatarra. En el siglo XXI ya era varias toneladas de basura abandonadas en Nueva York, con el casco podrido y metros de óxido y grafitis.

En ese estado lo encontró Michael Manning en una exhibición en Nueva Jersey. Lo vio en eBay e hizo una oferta para devolver al colosal Caddy su antigua gloria junto al Autoseum, un museo de enseñanza técnica de su propiedad.

Tras varios problemas jurídicos, canibalizar tres Cadillacs, muchos conocimientos técnicos y trucos de ingeniera final, motores que sustituir, tapicerías que volver a construir y un capó que salió volando al cielos de los coches, The American Dream volvió a la vida. El proyecto costó más de 220.00 dólares en envíos, materiales y mano de obra y tardó tres años en completarse.

Así quedó:

Fuente: Esquire


¡Compartí con tus amigos!