Saltar al contenido

OPS advierte que urge ampliar servicios de salud mental para hacer frente a la pandemia2 min read

19 agosto 2020

En conferencia de prensa virtual, la directora de la Organización Panamericana de la Salud, Carissa F. Etienne, hizo ayer una especial referencia a la salud mental, señalando que los países de las Américas deben expandir e invertir en servicios en esta materia para hacer frente a los efectos de la pandemia por COVID-19.

“La pandemia de COVID-19 ha provocado una crisis de salud mental en nuestra región a una escala nunca antes vista. Se trata de una tormenta perfecta en todos los países, ya que vemos necesidades cada vez mayores y recursos cada vez menores para abordarlas. Es urgente que el apoyo a la salud mental se considere un componente fundamental de la respuesta a la pandemia”, indicó Etienne.

Además aseguró que los servicios de salud mental y violencia doméstica son esenciales y hay que enfocarse en abordar las brechas que la pandemia está dejando al descubierto. Etienne señaló que los casos de coronavirus en las Américas han alcanzado casi 11,5 millones y que más de 400.000 personas han muerto.

De igual manera, trató al impacto de la pandemia en los trabajadores de salud como un punto fundamental a analizar. “Después de meses de operar en modo crisis, nuestros profesionales de la salud se enfrentan al agotamiento, la ansiedad y la depresión”, explicó la directora de la OPS.

Los pasos más eficaces son contratar y capacitar a más trabajadores de la salud e integrar la salud mental y el apoyo psicosocial dentro de los sistemas de atención primaria de salud para que sean de fácil acceso para quienes más los necesitan, recomendó específicamente.

Resaltó que las enfermedades de salud mental constituyen una epidemia silenciosa que ha afectado a las Américas mucho antes de COVID-19, con depresión y ansiedad como dos de las principales causas de discapacidad. La región también tiene el segundo nivel más alto de consumo de alcohol en el mundo. Las emergencias pueden empeorar estas condiciones, dijo.

“En los últimos meses hemos sentido miedo a la infección o ansiedad si estamos enfermos, dolor porque nuestros seres queridos que han sucumbido al virus, incertidumbre sobre el futuro, ya que el trabajo y la vida como la conocíamos se ven amenazados, agobio por las noticias y soledad o aislamiento tras semanas o incluso meses de distanciamiento social.  Aunque es posible que estemos haciendo frente a este estrés de distintas maneras, todos estamos sufriendo, especialmente quienes están afectados por trastornos de salud mental preexistentes”, concluyó Etienne, llamando a que se tomen cartas en el asunto con rapidez.

😷Coronavirus en Py: Fase 3, día 191 de cuarentena, 31113 casos, 16313 recuperados, 584 fallecidos