Pobre gato victima del maldito ser humano. Sin palabras y con mucho dolor.